El Puente y la Villa de Alcántara

ALCÁNTARA

MEJOR RINCÓN DE ESPAÑA 2014

Si buscas contrastes, este es tu sitio. Un municipio tomado por una Orden Religiosa-Militar que se funde con un remanso de paz en el que la naturaleza lleva la voz cantante.

Alcántara es un municipio conocido por el alto valor de su patrimonio artístico, cultural, natural y gastronómico. El nombre de la localidad hace referencia a “el puente”, ya que junto a la localidad se halla su famoso puente romano sobre el río Tajo. Fue declarado Monumento Nacional en el año 1924 y tiene una altura superior a los 70 metros. Data del siglo II d.C. y su porte y excelente estado de conservación hacen que sea un lugar de obligada visita.

Además la localidad conserva un elevado patrimonio arquitectónico. Los edificios más sobresalientes son el Conventual de San Benito (s.XVI), casa matriz de los caballeros de la Orden Militar de Alcántara y declarado Monumento Nacional en 1914, las iglesias de Santa María de Almocóvar (s.XIII-XVIII), con una de las portadas más sobresalientes del románico extremeño, y la de San Pedro de Alcántara (s.XVII), levantada en el lugar donde estuvo la casa natal del santo.

Completan su extenso patrimonio, la Sinagoga y su barrio judío, la alcazaba árabe y el recinto amurallado, los conventos del Sancti Spíritu y de San Bartolomé (convertido hoy en Hospedería de Turismo), y otros edificios religiosos como la iglesia de la Encarnación, las capillas de Nuestra Sra. de los Remedios, de la Piedad y de San Antón, o la Ermita de Nuestra Señora de Hitos, además de numerosas casas solariegas. Una de ellas, la casa de los Arias de Quintanadueñas, alberga el actual Centro de Interpretación del Tajo Internacional.